martes, 5 de mayo de 2015

Como blanquear nuestros dientes con cáscara de plátano

Unos dientes amarillenos u oscurecidos no sólo son una cuestión estética, sino que también es la señal de que sufrimos algún desarreglo de salud, por lo que los blanqueamientos que se realizan hoy en día en las consultas no son la solución definitiva a este problema.

En este artículo te explicamos por qué se oscurecen los dientes y cómo tratar naturalmente la causa, especialmente de manera sorprendente con la cáscara del plátano, para que los dientes se vayan limpiado progresivamente y sin efectos dañinos para nuestra salud dental.

¿Por qué se oscurecen los dientes?
Aunque existen dentaduras más blancas que otras, por una cuestión genética, también es cierto que los dientes tienden a oscurecerse con el paso del tiempo debido a múltiples causas:
  • Consumo de café, té negro o cola.
  • Vino tinto y otras bebidas.
  • Tabaquismo.
  • Falta de higiene (dentífrico, hilo dental, colutorio).
  • Consumo de azúcar blanco y alimentos azucarados.
  • Medicamentos (en especial algunos antibióticos).
  • Quimioterapia y radioterapia.
  • Exceso de flúor.
  • Algunos alimentos como el pimentón, el azafrán o el regaliz.
  • Suplementos de hierro.
Los dientes y la digestión
Cuando nuestro sistema digestivo no funciona correctamente, sobre todo cuando sufrimos hiperacidez gástrica, esos ácidos ascienden y llegan hasta nuestra boca, acidificándola en exceso. Este exceso de acidez nos predispone a sufrir sarro, caries y gingivitis, entre otros problemas, además de oscurecer progresivamente nuestra dentadura.

Por eso cualquier tratamiento de problemas bucales deberá tener en cuenta la alimentación, en la cual deben predominar:
  • Frutas y verduras, frescas y cocinadas: recomendamos manzanas, zanahoria y apio.
  • Legumbres.
  • Cereal integral.
  • Frutos secos y semillas.


Publicaciones pinteres y twitter: http://www.consejosdesalud.info/2015/03/que-es-mejor-beber-jugo-de-naranja-o.html

La cáscara de plátano
Posiblemente el remedio más sencillo, económico e inocuo para blanquear nuestros dientes sea usar la cáscara del plátano. Sólo tendremos que frotar diariamente la parte interna de la cáscara contra la dentadura durante dos minutos después del cepillado habitual.

¿Por qué funciona?
Porque la cáscara del plátano contiene ácido salicílico, que combate el sarro naturalmente. También lo contienen las fresas, que pueden igualmente frotarse contra los dientes o incluso en manchas de la piel. También contiene ácido cítrico, el cual es un potente blanqueador.

Por otro lado, es rica en magnesio, potasio y manganeso, los cuales nos ayudan a remineralizar y fortalecer la dentadura. Además, podemos estar tranquilos que la cáscara del plátano no daña nuestros dientes, a diferencia de otros remedios caseros.

Realizaremos este tratamiento cada noche antes de acostarnos. En una semana ya podemos notar una ligera mejoría, aunque recomendamos hacerlo por temporadas, por ejemplo un mes sí y un mes no.


Una buena higiene
Para prevenir que nuestros dientes se oscurezcan y cuidar en general la salud dental debemos tener una buena higiene diaria. Y para ello no es suficiente con cepillar nuestros dientes durante dos minutos después de cada comida, sino que también debemos usar el hilo dental, al menos antes de acostarnos. Es fácil que se acumulen restos de comida entre nuestros dientes y si no los eliminamos estos se pudren, generan bacterias y provocan sarro e inflamación de encías.

También podemos usar habitualmente un colutorio, especialmente si sufrimos mal aliento, pero intentaremos que no contenga alcohol, flúor y ni otras sustancias demasiado agresivas con el pH de nuestra boca.

Otros consejos
Si somos propensos a sufrir problemas dentales y además nuestros dientes se han ido oscureciendo bastante con el paso del tiempo, te recomendamos también que realices la sencilla terapia de los enjuagues de aceite.

El bicarbonato de sodio también es un buen blanqueante, pero suele estar desaconsejado porque puede rallar el esmalte. Por eso te recomendamos que lo diluyas en agua y te cepilles los dientes con el dentífrico habitual humedecido en esta mezcla.

También puedes preparar tu propio dentífrico casero, libre de sustancias tóxicas y agresivas, siguiendo estos sencillos pasos. Además, te proponemos preparar tu propio colutorio con alguno de los siguientes remedios caseros:
  • Infusión de tomillo concentrada
  • 100 ml de agua con 3 gotas de aceite esencial de orégano (deberemos agitar bien la mezcla antes de enjuagarnos)
  • 100 ml de agua con 2 cucharadas soperas de arcilla de uso oral
  • Dos partes y media de agua natural por una parte de agua marina