martes, 12 de mayo de 2015

Cómo evitar el envejecimiento prematuro de la piel.

La naturaleza nos brinda la posibilidad de curarnos a nosotros mismos con el uso de ciertos alimentos o plantas disponibles pero también nos da la oportunidad de usar estos alimentos para evitar el envejecimiento prematuro de la piel.

La piel es el mayor órgano del ser humano y su envejecimiento es un proceso natural e inevitable. Dormir las horas necesarias, beber mucha agua, no fumar y tener una buena nutrición son algunas claves para disminuir los efectos de este proceso sobre nuestra piel.

8 alimentos que deberías dejar de comer para evitar el envejecimiento prematuro de tu piel
La piel nos protege del medio ambiente y ayuda a la regulación de la temperatura corporal y se merece que la cuidemos tanto como al resto de nuestro cuerpo.

1. El azúcar
Un consumo excesivo de azúcar puede dañar el colágeno o la elastina que son necesarias para la reparación de la piel. De este modo, la piel muestra una apariencia de fragilidad y deshidratación.

2. La sal
Un abuso en sal provoca un envejecimiento de las células y los tejidos porque altera su metabolismo. También provoca una acumulación de líquidos en nuestro cuerpo y afecta a la elastina necesaria para la piel. En cambio puedes optar por una sal que no cause daños, como el uso de la sal marina ya que puede contribuir con el cuidado de tu salud. Ver información sobre los diferentes tipo de sal.
3. El café
El café incrementa los niveles de cortisol en nuestro organismo. Esto provoca que el cuerpo entre en un estado de estrés y se canse, conduciendo a un proceso de envejecimiento y adelgazando la piel. La piel lucirá deshidratada y opaca, con líneas de expresión profundas mostrando un aspecto más viejo.

4. La comida congelada
Estos productos están procesados y congelados y han perdido sus propiedades naturales. Al ser deficitarios en nutrientes perjudican nuestra piel al no poder proporcionarla nada, provocando que se reseque.

5. Las patatas fritas
Son alimentos con grasas oxidadas que provocan un metabolismo lento. Como no aportan oxígeno a la piel, ésta pierde elasticidad y aparecen las líneas de expresión mucho antes de lo normal, puesto que la piel necesita para mostrarse sana una buena circulación y el consumo habitual de alimentos antioxidantes. Al igual que el azúcar, provocan la glicación que es la aparición de una piel frágil y arrugada.

Publicaciones pinteres y twitter: http://www.consejosdesalud.info/2015/03/que-es-mejor-beber-jugo-de-naranja-o.html
6. Los refrescos
Tienen un exceso de azúcar o edulcorantes artificiales y cafeína, lo que provoca acumulación de grasa, aparición de celulitis y retención de líquidos.

7. El alcohol
Cuando el alcohol es metabolizado por el hígado se liberan los radicales libres muy perjudiciales para la piel. Si se consume mucho alcohol, el hígado se satura y entonces no se eliminan las toxinas. Éstas al acumularse hacen que la piel sufra y se muestre con un aspecto amarillento o pálido, aparecen arrugas y acné.

8. Las grasas trans
Este tipo de grasas son muy perjudiciales para la piel, porque la vuelven más vulnerable a los efectos de los rayos solares. De este modo, la piel envejece.