jueves, 28 de mayo de 2015

¿Que es la psoriasis? ¿Se puede curar la psoriasis naturalmente? ¡Descubrelo!

La psoriasis es una enfermedad que causa una inflamación crónica en la piel de los codos, rodillas, cuero cabelludo, uñas, abdomen y espalda principalmente. El aspecto es el de una piel escamosa blanquecina o enrojecida.

Pero esta enfermedad, que puede ser hereditaria, también se puede tratar naturalmente con sorprendentes resultados. En este artículo te explicamos las pautas que debes seguir.

¿Qué causa la psoriasis?
Se ha destacado el factor hereditario de esta enfermedad, y aunque no hay una única causa sí que se relacionan varios factores desencadenantes:

Infecciones
  • Algunos fármacos como las sales de litio, los betabloqueantes, los antimaláricos o nos antiinflamatorios no esteroideos.
  • Cuestiones psicológicas, estrés o traumas emocionales
  • Climas fríos
  • Déficits nutricionales o intolerancia a determinados alimentos
  • Trastornos endocrinos en determinadas etapas (adolescencia, menopausia, posparto, etc.)
El cuerpo quiere eliminar toxinas
La psoriasis es, desde un punto de vista de la medicina natural, una manera que tiene el cuerpo para eliminar toxinas a través de la piel, a pesar de que esa vía nos resulte molesta y antiestética. Por ello, si ayudamos al organismo a eliminar toxinas por otras vías e intentamos evitar algunos factores que influyan en la enfermedad podremos notar mejoras significativas en poco tiempo, pero deberemos ser estrictos con las pautas que nos pongamos.

A continuación explicamos cómo podemos realizar un tratamiento natural, aunque recomendamos paralelamente consultar con un terapeuta profesional.

Activar hígado, riñones e intestinos
Debemos ayudar a estos órganos a que funcionen correctamente, ya que son unos grandes depuradores que si no realizan bien su función generarán más sobrecarga de toxinas:
Para limpiar el organismo y activar el hígado tomaremos en ayunas dos vasos de agua tibia, el jugo de medio limón y una cucharada de aceite de oliva virgen extra.
A lo largo del día beberemos dos litros de agua fuera de las comidas para ayudar a los riñones, además de evitar el exceso de sal y alimentos salados.
Si sufrimos estreñimiento incluiremos en nuestra dieta alimentos naturalmente ricos en fibra (fruta, verdura, cereal integral, legumbres, frutos y frutas secas, semillas, etc.) y tomaremos diariamente semillas de lino y ciruelas pasas puesta en remojo durante unas horas.


Cuidado con el gluten y la lactosa
Algunas investigaciones han demostrado como los alimentos que contienen gluten y lactosa pueden contribuir a empeorar la psoriasis, por lo que recomendamos hacer una prueba casera muy sencilla, eliminando estos alimentos durante un mes y comprobando los resultados:
  • Alimentos con gluten: derivados de cereales como el trigo, la avena, el centeno y la cebada (cereal entero, harina, bollería, rebozados, espesantes, etc.)
  • Alimentos con lactosa: leche, queso, yogur, mantequilla, cremas, postres, medicamentos, etc.
Hay que tener en cuenta que muchos alimentos precocinados contienen estos ingredientes camuflados, por lo que deberemos ser estrictos controlando bien las etiquetas.


Exposición al sol
Se ha demostrado que los climas cálidos mejoran los síntomas de la psoriasis, y concretamente la exposición controlada al sol, por lo que nos expondremos diariamente durante 15 o 30 minutos, sin ropa y sin protección solar, a primeras horas de la mañana o a últimas horas de la tarde. Especialmente sobre las zonas más afectadas de nuestra piel.

Publicaciones pinteres y twitter: http://www.consejosdesalud.info/2015/03/que-es-mejor-beber-jugo-de-naranja-o.html

Baños de infusión de regaliz
El regaliz es un soprendente alimento medicinal que actúa como si fuera una especie de cortisona natural, con la función de antiinflamatorio pero sin efectos secundarios. Por ello, para las personas que sufran psoriasis, especialmente en momentos de brotes, recomendamos realizar baños de agua tibia con infusión concentrada de regaliz. Se pueden hacer diariamente hasta notar mejoría.

Levadura de cerveza
La levadura de cervesa es un alimento con numerosas propiedades para nuestra salud y nuestra belleza, y en este caso actuará depurando nuestro organismo a través de la piel pero también aportándole las vitaminas y minerales necesarios.

Recomendamos tomar una cucharada sopera diaria por la mañana, mezclada con un poco de jugo o agua.

Aceite de lino
El aceite de semilla de lino es otro ingrediente muy beneficioso para la salud de nuestra piel, ya que le aporta ácidos grasos esenciales y la nutre desde el interior, evitando sobre todo la descamación y el picor.

Tomaremos dos cucharadas soperas diarias, solas o mezcladas con las comidas.