jueves, 11 de junio de 2015

¿Cómo deshacerse de las rodillas y los codos negros?

Tal y como ocurre con otras áreas de nuestra piel, las rodillas y los codos tienden a oscurecerse con el paso del tiempo, debido a la acumulación de células muertas y otras impurezas que se adhieren fuertemente a la piel. Aunque en ocasiones nos olvidemos de estas dos áreas, si les echamos un vistazo nos vamos a dar cuenta de que son las partes más ennegrecidas que tiene nuestra piel. Esto se debe a que ambos suelen ser puntos de apoyo, los cuales ponemos en cualquier superficie sin pensar en que se puedan ensuciar.

Además de oscurecerse, las rodillas y los codos también tienden a resecarse debido a que no cuentan con suficientes glándulas sebáceas.Esto puede provocar un agrietamiento que da pie a más acumulación de impurezas, haciendo que la piel tenga un tono y una textura poco agradable.

Aunque la piel oscura no es una condición médica que afecte la salud, si es mal vista estéticamente. Por suerte, existen varias formas naturales para aclarar la piel de las rodillas y los codos, facilitando la eliminación de células muertas y logrando una apariencia más saludable.

Bicarbonato de sodio
Este producto natural económico y fácil de adquirir es un exfoliante naturalque ayuda a eliminar las células muertas de la piel y todo tipo de impurezas que causan ennegrecimiento.

¿Cómo utilizarlo?
Para aprovechar sus beneficios, basta con mezclarlo con un poco de agua hasta formar una pasta espesa.
  • Esta pasta se aplica con suaves masajes en los codos y rodillas se deja actuar durante 5 minutos. Pasado el tiempo recomendado, se frota una vez más y se enjuaga con agua templada.
  • En estas áreas puedes frotar con un poco de fuerza, ya que son lo suficientemente resistentes como para soportarlo sin irritarse.
  • Una vez finalice el tratamiento es importante hidratar estas zonas para prevenir la resequedad.
  • Repetir 2 o 3 veces por semana.

Avena
La avena es un exfoliante natural que ayuda a remover impurezas de la piel al tiempo que la suaviza. Este ingrediente facilita la eliminación de manchas negras en las rodillas y codos, dejándolas renovadas y con un tono uniforme.

¿Cómo utilizarlo?
Mezclar dos cucharadas de harina de avena en polvo con dos cucharaditas de crema fresca o leche.
Aplicarse la mezcla con masajes circulares en codos y rodillas y dejar actuar un par de minutos.
Frota la mezcla otros 10 minutos y luego enjuágala con agua fría.
Finalizado el tratamiento, aplica suficiente crema hidratante.

Vaselina
Aunque la vaselina no funciona precisamente como un exfoliante natural, si puede ser tenida en cuenta como un ingrediente hidratante y aclarador de la piel. Utilizándola después del exfoliante puedes acabar con la resequedad en rodillas y codos, y puedes potenciar los efectos blanqueadores.

¿Cómo utilizarlo?
Prepara una pasta con polvo de garbanzo y agua, y aplícala sobre las rodillas y los codos.
Cuando la pasta se seque, retírala con agua fría, seca bien y aplícate una cantidad generosa de vaselina.


Envuelve las rodillas y los codos con una venda y deja que la vaselina actúe toda la noche mientras duermes.


Aceite de oliva
Este ingrediente natural puede ayudar a acabar con los codos y rodillas negras, además de hidratar y prevenir la resequedad.

¿Cómo utilizarlo?
  • Calentar un poco de aceite de oliva y aplicarlo en las rodillas y codos.
  • Frotar el aceite en la piel y hacer este tratamiento por las noches, antes de ir a la cama.
  • Repetir tres veces por semana para obtener buenos resultados.
  • También puedes hacer el mismo tratamiento con aceite de coco o vitamina E.
Limón
El limón es un ingrediente astringente y aclarador que puede ayudarte a eliminar las manchas negras en las rodillas y codos si se utiliza frecuentemente.

¿Cómo utilizarlo?
  • Lava las rodillas y los codos y frota un limón, con movimientos circulares, en estas áreas afectadas.
  • Haz un masaje de 10 minutos con el limón y luego déjalo actuar hasta que se seque.
  • Repetir este tratamiento todos los días.
  • También se puede hacer una mezcla de limón y azúcar o sal, para hacer un exfoliante que facilite la eliminación de las células muertas. Simplemente, mezcla una parte de limón con dos de azúcar o sal y aplícalo en las rodillas y codos con masajes circulares. Déjalo actuar y retíralo con agua fría.