martes, 4 de agosto de 2015

Video: Enfermedades que pueden ser tratadas con cebollas al horno y cocidas.

Las cebollas pueden ayudar a tratar muchas enfermedades.

En este artículo vamos a presentar varios remedios naturales a base de cebolla que te ayudarán en el proceso de tratamiento de diversas enfermedades.
Cebollas al horno

Si estas tratando con heridas y úlceras – lavar el área afectada y aplicar la cebolla previamente horneada en la misma.

Si tiene problemas con la coagulación de la sangre, entonces necesitas comer una cabeza de cebolla frita (en aceite de oliva) sobre una base diaria.

Aplica una capa hecha de cebolla al horno caliente en el oído y manténla en esa posición durante varios minutos, si quieres tratar las orejas inflamadas.


Puedes aplicar cebollas al horno sobre la piel para el tratamiento de diversos tipos de tumores.
Cebollas cocidas

Para los problemas urinatoris y las úlceras, picar 1 cebolla y mezclar con 2 dl de agua y 1 cucharada de miel. Luego cocinar con un poco de romero, 2 dl de vino y 2 dl de agua. Beber 1 cucharada de la solución resultante cada hora.

Revestimientos de cebolla
En los casos de dolores de cabeza, hinchazón, dolor en los oídos y los resfriados, debes aplicar recubrimientos de cebollas picadas en las áreas inflamadas.

Coloca revestimientos de cebolla picada en las suelas con el fin de deshacerte de la alta temperatura corporal.

En caso de hemorragia nasal, aplica el revestimientos de cebolla picada en el cuello.

En el caso de la úlcera de la piel o úlcera subcutánea, moler un poco de cebolla y mezclarla con un poco de aceite, luego colocarla en el punto de dolor y mantener durante 2 horas.


El jugo de cebolla
Picar una cabeza de cebolla y exprimir el jugo de la misma. Si tienes neumonía o alguna otra enfermedad, mezclar el jugo con 1 cucharada de miel. Consumir el remedio 2 o 3 veces al día.


Si deseas evitar la caída del cabello y también para fomentar el crecimiento del cabello, entonces necesitas dar masajes a tu cabeza con el jugo de cebolla.

El jugo de cebolla mezclado con agua también puede curar la tos severa y persistente. La misma receta le puede ayudar en caso de parásitos en los intestinos.